El cofla de Catriel

Una bitácora de sueños, sentires y otras yerbas desde Catriel, "Puerta norte de la PATAGONIA ARGENTINA".

HOY QUIERO OIR ESTA MUSICA...LA COMPARTIMOS?

21 febrero 2006

Mi PATAGONIA 4. (La tormenta)


La tierra, ya no cree; resignada a la sed, es solo polvo; es esperanza que el viento arrastra sin compasión; los animales vagan como en un último viaje.
El silencio se hace más profundo, nada se mueve.
El horizonte es una caravana de nubes hacia una Meca lejana.
De pronto, el oído atento, descubre el vago remolino que anuda jarillas a lo lejos. Es casi un presagio. El remolino se transforma en viento; las nubes se montan unas sobre otras; grises sobre blancas, negras sobre grises; a lo lejos, el primer estallido de cielo relumbra como cientos de soles azules. Es la tormenta de la estepa, poderosa y brutal.
El cielo se abre en trazos azules que centellean como látigos; las nubes, como en un alumbramiento, paren el agua que, al estallar en un llanto primigenio azota con sus lágrimas la cansada tierra.
Colosal y fantástica, el agua arrasa la sequedad; se transforma en charco, se derrama en hilos que corren la pendiente y se ahoga en el cañadon que se encausa turbulento hacia el río. Todo es desborde. Aquí se encausa por un camino, allá se embalsa en laguna efímera, mas allá se despeña suicida por la barda. Parece el caos, el ultimo día, hasta que el viento gira en voluptuosa danza con las nubes y el trueno se transforma en lejanía.
Hacia el oeste el sol asoma portentoso, mientras la tormenta huye hacia otra sed. Un vacilante arco iris se aferra a la oscuridad del cielo.
Fueron solo quince minutos; la tierra vuelve a respirar, los pájaros sacuden sus plumas mientras la vida retoma su curso.
Mañana el suelo volverá a arder, mientras el verano, comienza su lento exilio hacia el otoño. Mañana será la esperanza renovada.


NOTA:
Las tormentas y lluvias en la estepa son de tipo convectivas. De gran potencia y caudal, se descargan en pocos minutos y luego se desvanecen

Etiquetas:

5 Comments:

At 21 febrero, 2006 10:59, Blogger DudaDesnuda said...

Amo los días tormentosos en la ciudad... me imagino que en el sur, los adoraría.

Besos y lluvia.

 
At 22 febrero, 2006 18:35, Blogger el flaquito said...

Dudi:
Para la proxima tormenta te llamo, pero vos pones las tortas fritas

Besos tormentosos

 
At 22 febrero, 2006 18:56, Blogger Turca said...

Me anoto, me anoto!!!
Me ofrezco a amasarlas y todo. El mate, puede ser con burrito?

Hoy hablé con mi vieja. Dice que hacen dos días que llueve. Qué raro, pensé. Ya ni las tormentas son como antes.

Cofla, me hacés viajar con tus letras. Pero no sólo en el espacio. Me hacés viajar en el disfrute, de tan bellas palabras. Escribís muy bonito.

Gracias por eso.

Beso.

 
At 22 febrero, 2006 22:37, Blogger el flaquito said...

Turca:

Vos sos la jefa de la barra...como vas a andar amasando che !!!

Gracias por tus elogios, hasta me pue colorado !!!!!

Besos catrielinos

 
At 27 febrero, 2006 16:33, Blogger pegatina said...

Pues a mí me encanta la lluvia, me gusta ver llover y también pasear bajo el agua, que ésta me moje la cara y que los charcos ahoguen mis pies, pero no sé si sería capaz de aguantar una tormenta...me dan pánico. Ya estaba sintiéndolo al leerte, pero me gustó bastante pues tenía la seguridad de que los estallidos y relumbrones no me alcanzarían.
Abrazos Cofla.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

Google
 
Web patagoniasatelital.blogspot.com
flacofla.blogspot.com coflafotos.blogspot.com
¡Ahijuna! - Muy Argentino

Los mejores 
traductores y diccionarios
comentatublog

imagen
Círculo Amigos Todoar Blogarama - The Blog Directory Adoos Geo Visitors Map